La anemia se define como una disminución en el número de glóbulos rojos o hematíes en la sangre o en los niveles de hemoglobina respecto a los valores de normalidad. Aunque existen muchos tipos de anemia, la más frecuente es la anemia ferropénica, que se produce por una carencia de hierro.

¿Cuáles son las causas de la anemia en adolescentes?

El hipotiroidismo, algunas enfermedades renales, las dietas veganas estrictas y sin control y las reglas abundantes y excesivas.

¿Cuáles son los síntomas de la anemia?

Dependiendo de la gravedad de la anemia o de lo que dure en el tiempo, los síntomas serán más o menos evidentes y serán más o menos graves.

Deporte

Lucía Galán

Lucia Galan experto

Si mis papás lo hacen, yo también: el ejemplo educa
Leer más

Los síntomas más comunes asociados a la anemia por falta de hierro son los siguientes:

  • Debilidad, cansancio y fatiga.
  • Palidez de la piel y de las mucosas, como el interior del párpado.
  • Sensación de palpitaciones, que el corazón vaya rápida
  • La respiración también puede ser más rápida
  • Falta de apetito.
  • Mareos o aturdimiento.

Cómo llevar una dieta sana y equilibrada combinando los diferentes nutrientes.  [Guía gratuita]

¿Qué relación tiene la anemia con el ciclo menstrual?

El hierro en nuestro organismo entra a través de la dieta y se pierde fundamentalmente cuando se sangra. Por este motivo, la anemia en adolescentes puede deberse a jóvenes con reglas muy abundantes, que tienen cierta facilidad en sufrir este tipo de anemia.

Desde la menarquia (primera menstruación) hasta que las reglas se van regulando es fácil que los ciclos sean largos y abundantes. Este hecho hace que fácilmente las adolescentes suelen acudir a la consulta del ginecólogo.

¿Cómo se diagnostica la anemia en la adolescencia?

En primer lugar, haciendo una buena historia clínica, en la que se pregunte sobre todo por el tipo de dieta y por el patrón de la menstruación.

Además, se puede hacer una analítica de sangre que mida los hematíes totales y la hemoglobina, de esa forma tendremos un dato objetivo y nos servirá para evaluar el efecto del tratamiento.

¿Cuál es el tratamiento de la anemia en adolescentes?

Lo primero que tendremos que dar a la paciente es un suplemento de hierro. Generalmente se empieza dando en forma de comprimidos vía oral una vez al día y, si hace falta, durante varios meses.

Si hay otros déficits vitamínicos también podremos suplementar con vitaminas del complejo B, vitamina D, vitamina C… A la vez que suplementamos con hierro podemos hacer otros tratamientos: por ejemplo, si hay una regla excesiva se puede dar una sustancia llamada ácido Tranexamico que favorecerá a que el sangrado sea menor. Si todas las menstruaciones son muy abundantes y largas la mejor opción será pautar un anticonceptivo hormonal, para que las reglas disminuyan en duración y cantidad.

Si además hay otras enfermedades asociadas como el hipotiroidismo será conveniente tratar la causa de la misma. El seguimiento de la anemia en adolescentes deberá hacerse a través del médico de cabecera pero también del ginecólogo.

Revision ginecologo