La importancia de dar y recibir abrazos

Un abrazo es una de las gestos de cariño más importantes entre personas. ¿Sabes qué significa y qué beneficios tiene para nosotros?

Miniatura

El contacto físico juega un papel muy importante en el desarrollo de las personas, y por lo tanto, debemos estimularlas desde que nacemos. Tal es la importancia de un abrazo que los bebés necesitan ese gesto para su desarrollo emocional.

Beneficios de dar y recibir un abrazo

Los beneficios de un abrazo influyen en nuestra salud. Los abrazos nos previenen enfermedades, tanto físicas como emocionales.

Cuando abrazamos o recibimos un abrazo, liberamos estés, ansiedad y aumenta el nivel de oxitocina, lo que mejora nuestro estado de ánimo, y por lo tanto, la depresión. Además de esto, un abrazo también mejora nuestra salud física de la siguiente forma:

  • Mejora el sistema inmune
  • Un abrazo hace que mejore el ritmo cardiaco, por lo tanto, cuida nuestro corazón.
  • Favorecen la oxigenación de los tejidos, lo que impide el envejecimiento precoz.

A nivel emocional, los abrazos reducen la preocupación, ayudan a calmar y a transmitir tranquilidad. Asimismo, al dar un abrazo sentimos felicidad y eleva nuestro autoestima, todo ello debido a la producción de serotonina. Y además, necesitamos dar y recibir abrazos constantemente porque equilibran nuestro sistema nervioso.

Beneficios de los abrazos en los recien nacidos

Mucho hemos hablado de la importancia del apego. El contacto físico directo con los bebés provocan respuestas neuroquímicas en el cerebro. Durante los primeros años de vida de una persona, el cerebro se desarrolla en un 90%. En este tiempo, el cerebro del bebé desarrolla las emociones, conducta y su desarrollo social. Por esta razón, se ha demostrado que el apego, dar abrazos y caricias a los bebés son es tan importante en su desarrollo.

Si es tan importante, ¿por qué no es una práctica tan habitual?

Muchas veces ignoramos los pequeños detalles y dedicar tiempo a nuestros seres queridos. El abrazo significa acariciar el alma de quien está a nuestro lado. A pesar de que los abrazos son muy importantes, hay una serie de creencias en nuestro inconsciente que no nos 'permiten' dar y recibir abrazos. Entre ellas, pensar que un abrazo es un interés sexual hacia alguien, que los hombres no se abrazan o se besa, solo se dan la mano, o que necesitar un abrazo es una muestra de debilidad.

No solo es importante recibir abrazos, sino darlos o incluso pedirlos si lo necesitamos.

Por todo esto, si no tienes costumbre de dar abrazos, pon en práctica este hábito. No solo por tu bienestar, sino porque la persona a la que abrazas quizás con ese simple gesto le transmites mucho más que con palabras. 

Comentarios


También te puede gustar...

Inmunidad celular
Inmunidad celular frente a una reinfección por coronavirus
sintomas menos comunes de la covid-19
Los posibles síntomas menos conocidos de la COVID-19
Pelos enquistados
Por qué se enquistan los pelos