Lágrimas llenas de significados

En los primeros meses de vida, el llanto es la forma que tienen los bebés de comunicarse. Con él, intentan transmitir sus necesidades, que van desde la alimentación hasta el afecto. En este artículo, algunas claves a tener en cuenta por padres y madres que debutan en este duro oficio.

Cuando el recién nacido llora, puede intentar comunicarnos cosas muy diversas: hambre, frío o calor, cansancio, gases, dolor, incomodidad por tener el pañal sucio, la ropa muy ajustada o por el material del que esté confeccionada o, sencillamente, tener la necesidad de cariño y contacto físico con sus padres.