Frutos secos, golosinas saludables

Siempre que no sean salados y fritos, son una opción ideal para comer a media mañana o para merendar. También se pueden incorporar a las ensaladas, a los platos de verdura o a los asados. ¡Disfruta del sabor y la textura de un puñado de golosinas saludables cada día!

Paciencia con los nuevos alimentos

Recuerda que los niños y las niñas no siempre están abiertos a probar nuevos alimentos, pero con paciencia y ternura hay que ir ofreciéndoselos periódicamente. ¡Prueba a preparar estos alimentos con recetas divertidas e involúcralos con ilusión en la compra y en la cocina!