Dar el paso de andar a correr: consejos prácticos

Cómo dar el paso de andar a correr. Consejos prácticos para empezar a correr.

Miniatura

Llega un momento en que andar se nos queda corto y damos el siguiente paso: correr. Son actividades parecidas, pero hacer running es un deporte más exigente, por lo que al principio no debemos salir todos los días a practicar este deporte, al menos dejaremos un día de descanso o alternaremos un día corriendo y otro andando.

¿Cómo comenzar a correr?

Lo mismo sucede con el tiempo que estamos corriendo, si andando estábamos una hora, corriendo empezaremos por 15-20 minutos o alternando dos minutos de carrera y cinco minutos andando. Es importante no pasarnos con el tiempo, para evitar el sufrimiento excesivo de nuestras articulaciones.

Al principio no debes correr muy rápido. Las piernas no están acostumbradas. Intenta que el tiempo que estás corriendo puedas establecer una conversación. Esto indica que la fatiga no es excesiva. Como mucho, podemos hacer un sprint en los últimos metros. Conocer nuestro cuerpo nos ayudará a adaptar mejor el ritmo al que debemos hacer running en cada momento.

En definitiva, ir de menos a más, establecer una progresión para que pasar de andar a correr sea del modo más satisfactorio posible. Esto nos ayudará a adaptarnos mejor a un deporte que es muy saludable para nuestro organismo.

Imagen | Living Fitness