Consejos para combatir el estreñimiento

Que nuestro sistema digestivo no funcione correctamente no es plato de buen gusto. Pero podemos hacer varias cosas para combatir el estreñimiento: desde comer mejor hasta movernos más.

El estreñimiento es una sensación muy desagradable, nos sentimos muy pesados e incluso llega a afectarnos en el día a día. Con unos sencillos gestos y la incorporación de éstos a nuestro día a día podemos reducir y prevenir el estreñimiento. Veamos algunos consejos para combatir el estreñimiento:

  • Mejora tu consumo de fibra: muchos veces no nos paramos a analizar cómo es nuestro consumo de fibra y, a veces, es muy escaso. La fibra favorece el tránsito intestinal y debemos ingerir unos 20-30 gramos diarios. Con alimentos como las frutas, verduras, frutos secos o cereales integrales, su consumo está asegurado.
  • Pásate al agua: beber agua siempre es muy beneficios, también en casos de estreñimiento. Además de agua, tal cual, puedes consumir agua a base de infusiones, sopas y caldos.
  • Come la fruta con piel: ahí es donde se encuentra la fibra y gran parte de las vitaminas y minerales de las frutas. Si no te gusta comer la fruta con piel, prueba a triturarla a modo de batido.
  • La bibicleta es ideal para mejorar el tránsito: la subida y bajada de piernas, junto con el trabajo del abdomen, ponen a punto a tu sistema digestivo, dándole un empujoncito para que se mueva mejor.
  • Rutinas para ir al baño: si acostumbramos a nuestro cuerpo a ir al baño a ciertas horas, estableceremos una rutina que ayudará con las evacuaciones diarias. Acostarnos a la misma hora y comer más o menos en el mismo horario, también ayudará.
  • Cuidado con pasarse con las grasas animales y las proteínas: una dieta rica en grasas y proteínas animales puede favorecer el estreñimiento. Procura alternar la carne rica en grasa con carnes más magras como la de pollo u otras aves.

Y, como siempre, recomendamos acudir a tu médico si esto supone un problema de salud. Es muy importante tener un tránsito intestinal regular y que no pasemos varios días sin visitar el baño.