Alimentos para dormir mejor

Antes de recurrir al viejo truco de contar ovejas para conciliar el sueño, ¿sabías que comiendo determinados alimentos puedes conseguir dormir mejor?

Miniatura

Según Health, las personas con dietas más equilibradas son las que mejor duermen. Por ende, una mala dieta se traduce en un sueño de mala calidad. Es fundamental elegir alimentos que incluyen determinados nutrientes que son claves para dormir mejor y calmar el organismo.

  • Los alimentos ricos en serotonina son fundamentales ya que intervienen en la producción de la melatonina, una hormona que regula los ciclos del sueño. Estos incluyen los alimentos que contienen más proteínas como los lácteos, los huevos y los frutos secos.
  • Las proteínas magras también aumentan los niveles de serotonina gracias a sus altos niveles de aminoácido triptófano. Queso bajo en grasas, pavo, pollo y pescado son algunos ejemplos.
  • Los productos lácteos como la leche y el yogur también contienen triptófano, y tienen un efecto tranquilizante además de regular el ciclo del sueño.
  • La miel es el alimento que más triptófano contiene, ¡imagínate un vaso de leche templada con miel! El antídoto perfecto para dormir como un bebé.
  • Aunque se recomiende cenar ligero para que nuestra digestión no entorpezca con nuestro sueño, los alimentos ricos en carbohidratos también son responsables de incrementar los niveles de triptófano en la sangre.
  • El plátano es un auténtico somnífero natural. Además de producir melatonina, es rico en magnesio lo cual actúa como un relajante muscular.
  • Otros alimentos ricos en magnesio que equilibran el sistema nervioso central son los frutos secos, las semillas, las acelgas y las espinacas.
  • Si eres un amante del té de tila, estás de suerte. Tanto el té de tila como la manzanilla tienen un efecto sedante que te asegurarán un buen descanso.Además de tener en cuenta estos alimentos para dormir mejor, hay que procurar evitar otra serie de alimentos que interrumpen el descanso como son los alimentos ricos en grasas, los azúcares, el alcohol y la cafeína.

Etiquetas: Sueño