Fisioterapia y osteopatía: Conócelas

Son especialidades que se complementan para tratar las zonas doloridas con diferentes tratamientos y evitar lesiones futuras

Miniatura

Muchas veces no sabemos distinguir entre fisioterapia y osteopatía, y esto puede ser porque en muchas consultas privadas se practican las dos y se escoge una u otra dependiendo de la dolencia del paciente. Aunque esto sea así debemos saber qué hace cada uno de los profesionales para conocer las diferencias y tener una idea clara sobre qué trabaja cada técnica.

  1. ¿Qué son?
  2. Diferencias

Fisioterapia y osteopatía: ¿Qué son?

La fisioterapia se centra en los síntomas de las dolencias en las articulaciones y músculos y los trata mediante técnicas de rehabilitación e incluso con algunas máquinas. Esta especialidad médica es un grado universitario y según la Organización Mundial de la Salud (OMS) la define como la ciencia del tratamiento a través de ejercicios terapéuticos y agentes físicos.

En cuanto a la osteopatía, se centra en el origen de la dolencia, tratando el dolor de una forma global para encontrar la causa y actuar sobre ella; además de atender a zonas que no se mueven correctamente. Esta ciencia no está regulada, la legislación española establece que son funciones de los fisioterapeutas establecer, aplicar y utilizar medios físicos con efectos terapéuticos, o la realización de actos y tratamiento de masaje. De hecho, en la carrera de fisioterapia se incluye la osteopatía, y más tarde si quieren se pueden especializar en esta rama.

El objetivo de ambas ciencias es mejorar nuestra salud, y muchas de las técnicas que utiliza la fisioterapia son muy parecidas a algunas osteopáticas.

Fisioterapia y osteopatía: Diferencias

La fisioterapia está reconocida por el sistema nacional de salud y está presente en hospitales y centros públicos. En cambio, según la OMS, la osteopatía es una medicina alternativa, que si los profesionales quieren practicar, en el caso de España, existe formación complementaria para los que han estudiado previamente la carrera de fisioterapia.

Pero, ¿en qué notamos los pacientes las diferencias? La más básica es que la fisioterapia además de hacer uso de la terapia manual también usa agentes como el calor, el frio o la electricidad, cosa que no entra dentro de la osteopatía. Por este motivo, pueden complementarse las dos técnicas.

La frecuencia con que se hacen las sesiones también varía. El fisioterapeuta puede hacerte sesiones a diario, en cambio con la osteopatía lo más normal es dejar pasar una semana para que el cuerpo se auto-regule.

Pero en realidad la diferencia más grande entre estas dos técnicas es la manera en cómo se enfoca el tratamiento. La fisioterapia hace un análisis concreto de la dolencia y la trata de forma local; y, por otro lado, la osteopatía tiene una visión global para intentar llegar al problema intentando entender como se ha desarrollado la dolencia.

Comentarios