Una de las alteraciones del ciclo menstrual es el sangrado entre reglas, también llamado sangrado intermenstrual. En ocasiones, puede deberse a cambios hormonales sin mayor importancia, pero lo mejor es visitar al ginecólogo en caso de que ocurra con frecuencia. Si te has preguntado: “¿por qué sangro entre reglas?” en este post te explicaremos un poco más sobre este padecimiento.

El sangrado intermenstrual: concepto y causas

El sangrado intermenstrual, también conocido como spotting, es un sangrado irregular que se produce en mitad del ciclo menstrual, entre el final de una regla y el comienzo de la siguiente. Es un sangrado uterino, generalmente asociado a cambios anatómicos benignos o a pequeñas alteraciones hormonales sin que tengan mayor importancia, por ejemplo:

  • La ovulación
  • Un embarazo o un aborto
  • La toma de anticonceptivos
  • Alteraciones estructurales benignas uterinas como pólipos endometriales o miomas
  • El estrés
  • Otras posibles causas
Deporte

Equipo médico DKV

Miniatura

Es una de las técnicas más empleadas para tratar algunas enfermedades del útero o en caso de abortos espontáneos o quirúrgico por embarazos que finalmente no llegan a término. Aquí te contamos todo lo que necesitas saber sobre el legrado uterino.

Leer más

A continuación analizaremos con más detalle cada una de ellas:

La ovulación

La ovulación puede provocar un manchado escaso de dos o tres días

Un embarazo o un aborto

Cuando una mujer en edad fértil tiene un spotting en la segunda mitad del ciclo menstrual y luego sufre un retraso podría tratarse de un embarazo

La toma de anticonceptivos

Si estás tomando anticonceptivos, es muy frecuente al inicio que se produzca un sangrado entre una regla y otra., de corta duración y de escasa cantidad

Alteraciones estructurales benignas uterinas como pólipos endometriales o miomas

La presencia de nódulos miomatosos en el útero, sobre todo si invaden la cavidad endometrial pueden provocar sangrado intermenstrual debido a la alteración anatómica que provocan sobre el endometrio. 

El estrés

La elevación constante de las hormonas de estrés puede provocar síntomas muy variados y también puede llegar a modificar las hormonas del ciclo ovárico.

Otras posibles causas de sangrado en el ciclo menstrual

Infecciones vulvovaginales que, en ocasiones, provocan tanta irritación que pueden aparecer pequeños manchados no coincidentes con la regla. También la atrofia vulvovaginal, por la presencia de pequeñas heridas en la zona. La patología cervical o sus tratamientos pueden producir estos manchados irregulares.

¿Cuánto tiempo dura el sangrado entre periodos?

La duración del sangrado intermenstrual dependerá de cuál sea la causa, generalmente suelen durar entre 2 y 6 días. Lo mejor es corroborarlo mediante el diagnóstico que realice un ginecólogo.

Es importante mencionar que no existe un tipo único de sangrado entre periodos: en ocasiones puede manifestarse como un goteo, de color café o marrón, y otras de color rojo y abundante.

¿Qué hacer cuando se produce el sangrado intermenstrual?

Lo primero que hay que hacer ante un sangrado intermenstrual, es no entrar en pánico para no estresarse más. Algunos consejos que podrías seguir ante este padecimiento son:

  • Corrobora que el sangrado provenga de la vagina y no del recto o de la uretra. Se puede comprobar, por ejemplo, introduciendo un tampón para constatar de dónde proviene el sangrado.
  • La mejor recomendación: acudir a una exploración ginecológica para detectar el origen del sangrado. El ginecólogo podrá realizar un diagnóstico y el posible tratamiento.
  • En un caso extremo, si el sangrado se ve acompañado de sudoración, mareos o taquicardias, y además es abundante y de color marrón o casi negro, es preferible acudir a las urgencias de un centro de salud.
Guía gratuita
Revision ginecológica
La importancia de una revisión ginecológica

¿En qué consiste la revisión ginecológica? Te contamos para qué sirven la ecografía vaginal y la citología y la importancia de una revisión periódica. Además te enseñamos a realizarte correctamente una autoexploración mamaria como prevención.

Diagnóstico del sangrado entre periodos

La opción más viable y segura es acudir a un ginecólogo para determinar si existe alguna patología, es necesario que antes tengas un registro de tus ciclos menstruales y de la duración del sangrado intermenstrual que hayas tenido anteriormente.

Los posible métodos para que el ginecólogo pueda dar un diagnóstico son:

  • Anamnesis. Una entrevista con la paciente para conocer de qué manera se presenta el sangrado, la frecuencia, la duración, si presenta algún tipo de olor, entre otras cuestiones.
  • Analítica de sangre. Sirve para determinar si el agotamiento de sangre provoca algún otro padecimiento, por ejemplo, la anemia.
  • Análisis de orina. Se realiza para conocer si hay embarazo o descartar aborto.
  • Prueba de papanicolaou. Útil para corroborar si el sangrado proviene del cuello uterino, además, para localizar células cancerígenas.
  • Tacto vaginal. Funciona para explorar el cuello uterino.
  • Ecografía vaginal. Sirve para hallar algún pólipo. A esta técnica se le llama también “ultrasonido”.
  • Histeroscopia. Permite observar la cavidad uterina para tomar biopsias.

¿Se puede prevenir el sangrado intermenstrual?

En general, el sangrado intermenstrual no se puede prevenir. En ocasiones depende de la causa que provoca este padecimiento. Aunque se pueden reducir los efectos siguiendo algunas recomendaciones, por ejemplo:

  • Llevar un estilo de vida saludable, con una alimentación sana.
  • Seguir las indicaciones del ginecólogo para evitar algún desequilibrio hormonal. Sobre todo si estás tomando anticonceptivos.
  • Realizar ejercicio físico de manera constante: hacer deporte al aire libre puede ser una buena alternativa.

Con este post, esperamos haber resuelto tus dudas respecto al sangrado intermenstrual. Nuestra mejor recomendación ante temas de salud es acudir a un especialista, en este caso, a un ginecólogo obstetra. 

sangrado intermenstrual

Otros artículos de interés si estás pensando en quedarte embarazada