En la residencia, mejor atendidos que en casa

No tengas miedo a que tus mayores se sientan solos en la residencia, están pensadas para que dispongan de todo lo que necesitan, hagan nuevos amigos y no les falte tu cercanía diaria.

Miniatura

En las residencias para personas de la tercera edad los mayores no se sentirán solos en ningún momento. Ofrecen muchas actividades donde podrán conocer a nuevas amistades mientras se lo pasan bien.

  1. Las residencias, mejor opción para cuidar su salud
  2. Ocio y familia en las residencias

Durante la estancia, ya sea permanente o temporal, estarán acompañados y atendidos las 24h por equipos multidisciplinares que les brindaran muchos servicios tanto de ocio como de salud. Estos profesionales son de un gran apoyo para las familias ya que les brindan la asistencia que los familiares no pueden darles durante todo el día.

Las residencias, mejor opción para cuidar su salud

Las residencias son un lugar ideal para que los mayores estén en las mejores manos si hablamos de su salud. Pueden tener a su disposición a una persona que les cuide y se preocupe por ellos procurando que no sufran. Además en muchos centros disponen de atención médica, psicológica y social, servicios de rehabilitación y fisioterapia, actividades terapéuticas con profesionales, y se les puede hacer una dieta adaptada cada semana según sus necesidades.

Para los casos que los mayores sean más dependientes y necesiten cuidados especiales puedes encontrarte con algunas residencias que tienen unidades de atención gerontológica, de Alzheimer, de cuidados paliativos, para convalecencias, discapacidades físicas y psíquicas y de salud mental.

Ocio y familia en las residencias

Pero una residencia no es solo un lugar donde las personas de la tercera edad duermen y se les cuida. Es un lugar para hacer nuevas amistades donde el ocio está muy presente para que se sientan como en casa. La gran mayoría de centros tienen un horario libre de visitas para estar con los seres queridos, incluso hay algunas que tienen el rincón del nieto donde los pequeños pueden jugar y estar con sus abuelos.

Además se programan actividades de gimnasia adaptada para que mantengan sus facultades, algunas, incluso, tienen un huerto que pueden cuidar, y todas tienen juegos de mesa y servicios adicionales de orientación, asesoramiento y hasta de peluquería.

Así que si en casa les es complicado estar solos, en las residencias podrán cubrir sus necesidades básicas y  obtener una buena calidad de vida sin perder la cercanía de los familiares. Por esto, hay que plantearse: Personas mayores, ¿en la residencia o en casa?