Deporte para la mente

No sólo hay que pensar qué deporte o ejercicio resulta mejor en función de nuestro estado de forma o de la patología física que podamos sufrir (dolor de espalda, artrosis, asma...), sino que también podemos adaptar la práctica de ejercicio en el caso de encontrarnos con un estado de ánimo deprimido.

En este caso, el ejercicio aeróbico ha demostrado tener beneficios. Al menos, así lo sugiere el estudio llevado a cabo por el Dr. Madhukar Trivedi, director del programa de investigación sobre trastornos del humor de la Universidad Southwestern de Texas (EEUU), que demostró que la práctica de ejercicio aeróbico durante media hora al menos tres días a la semana reduce casi a la mitad los síntomas de una depresión moderada, a la vez, claro está, que mejora su salud general.

Y es que cualquier actividad física puede resultar positiva ya que el ejercicio permite liberar endorfinas, las denominadas "hormonas de la felicidad". Además, en el caso de decantarnos por los deportes que se practican en grupo, el efecto será mayor ya que nos pueden ayudar a socializarnos, mejorar la autoestima y desconectar de los problemas.

Equipo Médico Advance Medical