Consejos para no aburrirte cuando sales a correr

Correr es una actividad muy saludable pero si hacemos todos los días lo mismo, podemos caer en el aburrimiento. Aprende algunos trucos para hacer de tu salida de running un momento divertido y motivante.

Miniatura

Correr es un deporte con muchos beneficios pero puede llegar a convertirse en una actividad tediosa si siempre hacemos lo mismo. Romper la rutina nos ayudará a que correr sea más divertido y no entremos en una espiral de rutina y aburrimiento, donde salir a correr es un suplicio.

Podemos cambiar de ruta con frecuencia, para así no acostumbrarnos siempre a la misma o incluso investigar rutas nuevas, para ir más distraídos viendo por dónde seguir. El cambiar de ruta nos pone en alerta y nos añade un plus de motivación.

El tipo de entrenamiento también es importante, no salir siempre a correr haciendo lo mismo. Podemos hacer cambios de ritmo, introducir cuestas, hacer series, días de rodaje más largo y tranquilo o días de rodaje más lento pero largo. Así, además de mejorar nuestras marcas, evitaremos la monotonía.

Y sin duda, la mejor forma de romper la rutina es salir con compañía a correr. Con la pareja, familia o amigos, correr se convertirá en una actividad más social y, por tanto, divertida y entretenida.

La música también puede ayudar. Utilizar un reproductor de música nos dará un chute de energía para esos momentos en los que estamos más cansados o pensamos en tirar la toalla. También puedes escuchar tu podcast favorito o esa noticia o programa de la radio que no te ha dado tiempo a escuchar a lo largo del día.

La clave está en variar y evitar la rutina, así correr siempre será una actividad divertida y entretenida con la que ponernos en forma.

Imagen | Linus