Una historia detrás de cada cliente

Los miembros del comité de dirección del Grupo DKV pasan un día atendiendo a los asegurados

Miniatura

En DKV queremos que nuestros clientes tengan experiencias únicas e inigualables, de las que sean partícipes todos los empleados de la compañía, desde el primero al último.

Por este motivo, los miembros del comité de dirección pasaron un día atendiendo a los asegurados para escuchar de primera mano sus solicitudes, percibir qué sensaciones reciben cada vez que visitan una sucursal y, sobre todo, tener conciencia de la importancia de las experiencias que generamos en ellos.

“Fue una experiencia muy enriquecedora. No era consciente de que el trabajo de atención al cliente fuese así. Hay que estar pendiente del teléfono, del ordenador y de la persona que tienes sentada delante, muchas veces en simultáneo y atendiendo a todos de la mejor manera posible”, confiesa María Jesús
Castro, directora de Organización y Sistemas.

Por otro lado, para Pilar Madre, directora de Calidad, resultó sorprendente darse “cuenta de que cada cliente lleva consigo una historia diferente. Cada uno presenta situaciones distintas que requieren soluciones individuales. De manera espontánea transmiten sus emociones a la persona que les atiende y me impactó el efecto que produce cuando muestras un interés sincero por ellos. Creo que es interesante repetir esta experiencia”.

La iniciativa se repetirá todos los años, combinando atención presencial y telefónica. Gracias a ella, las personas que toman las decisiones en DKV podrán desarrollar proyectos que hagan de estos contactos con la compañía experiencias únicas para nuestros asegurados.