Receta: zumo de sandía y naranja

El calor del verano nos hace perder mucho líquido y tenemos que beber más agua que de costumbre. Una buena forma de hidratarse en verano es con zumos hechos de frutas de temporada. Teniendo en cuenta que la mayor parte de la fruta es agua y que además nos aporta mucho sabor, los zumos de verano son un buen medio para hidratarnos y refrescarnos. Hoy vamos a mezclar una fruta típica de verano como es la sandía con la reina del zumo: la naranja.

INGREDIENTES

Zumo de 2-3 naranjas. Un trozo grande de sandía. Azúcar morena. Hierbabuena y gotas de limón (opcional).

PREPARACIÓN

Se exprimen las 2-3 naranjas y se mezclan con el trozo de sandía en una batidora o licuadora. Se añade la azúcar morena, hierbabuena y el limón al gusto. En este caso no se le han quitado las pepitas a la sandía, así aumentamos el contenido en fibra del zumo. Podemos colarlo si preferimos que el zumo sea más suave.

DEGUSTACIÓN

Este tipo de zumo es muy versátil, lo puedes ingerir en el desayuno, como bebida de media mañana o para hidratarnos después de venir de hacer deporte. Su sabor es muy agradable y frescos, yo os aconsejo servirlo bien frío, con hielo, o incluo hacer un granizado.