La avena: un alimento perfecto para el desayuno

La avena es un cereal perfecto para incluir en el desayuno. Rico en proteínas y bajo en azúcares

Miniatura

La avena es un cereal cuyo grano seco es rico en almidón, un hidrato de carbono complejo importante para recargar la energía de nuestro organismo. Además, este es el cereal que más contenido en proteínas tiene y una cantidad nada despreciable de vitaminas y minerales.

Recordar que al ser un vegetal, el aporte graso es el 80% a base de ácidos grasos insaturados. Por todas estas características la avena es un buen complemento para deportistas y por tanto buena opción para tomar en el desayuno o la merienda.

Receta Bol avena fria FB.jpg

Los beneficios de la avena en el desayuno

Los copos de avena son un buen cereal para el desayuno por su contenido en proteínas y su bajo aporte de azúcares. Por decir algo negativo de este cereal, son algo insípidos, por eso un truco puede ser tomarlos con el café con leche o un buen vaso de zumo de naranja, que le dará más sabor.

Información nutricional de la avena (por cada 100 gramos)

  • 350 kcal
  • Proteínas: 12 gramos
  • Hidratos de carbono: 55 gramos
  • Grasas: 7 gramos
  • Magnesio: 129 mg
  • Potasio: 355 mg

Receta de copos de avena con fruta

Ingredientes para una copa individual

  • 1/2 copa de copos de avena
  • 1/2 taza o vaso de leche 125ml
  • Puñado de frutos secos naturales (almendras, nueces, avellanas, anacardos...)
  • 2 cucharadas de semillas de chía
  • Frutos rojos y plátano
  • Opcional: 1 cucharada de miel natural o pasta de dátil

Preparación

  1. La noche anterior a tomar este plato preparamos una taza o jarra con tapa y vertemos los copos de avena junto con la leche, las semillas de chía y el endulzante.
  2. Mezclamos con ayuda de una cuchara para integrar los ingredientes. Cerramos el bote y metemos a la nevera al menos durante dos horas.
  3. Antes de tomarlo, volvemos a mezclar la mezcla con una cuchara (las semillas estarán hidratas y habrán duplicado su tamaño).
  4. Colocamos encima la fruta cortada y los frutos secos.