Época de castañas, beneficios y recetas

Con el otoño llegan alimentos característicos como son las castañas. Este fruto seco es rico en hidratos de carbono y bajo en grasas. Tiene muchas posibilidades en la cocina.

Miniatura

Estamos acostumbrados a comer las castañas crudas o asadas, pero este fruto seco tiene muchas posibilidades dentro de la cocina, pudiendo meterlo en muchas recetas con otro tipo de alimentos.

BENEFICIOS DE COMER CASTAÑAS

Como cualquier otro fruto seco, las castañas tienen muchos beneficios. El primero de todo es contar con un aporte completo de nutrientes como son los hidratos de carbono, grasas insaturadas, fibra, magnesio o potasio.

Cada 100 gramos de castañas nos aportan 200 kcal, algo que supone un menor número de calorías que otros frutos secos, que normalmente aportan el doble. Además, su contenido en fibra nos provoca sensación de saciedad, algo perfecto si pretendemos controlar el apetito.

Su contenido en vitaminas y minerales hacen de las castañas un alimento muy completo para deportistas. No es que sea un alimento milagroso, pero sí que es un alimento muy completo a tener en cuenta en la dieta de otoño.

RECETAS CON CASTAÑAS

A continuación os damos algunas ideas para preparar platos con castañas. Hemos intentado seleccionar todo tipo de platos: con carne, vegetales, platos más ligeros, más contundentes…Por supuesto, podéis compartir vuestras recetas con castañas en los comentarios.